RIA Novosti Contador de la Población MundialContador de la Población Mundial

15:21 04/10/2011 El 31 de octubre de 2011, la población mundial alcanzará los 7.000 millones de habitantes>>

lunes, 6 de diciembre de 2010

Tumba y Esqueleto de Hechicera.

Arqueología
Hallan la Tumba y el Esqueleto de una Hechicera de 12.000 Años Atrás
de Diciembre de 2008.
Foto: Gideon HartmanUnos arqueólogos de la Universidad Hebrea de Jerusalén han descubierto el esqueleto de una chamán natufiana de hace 12.000 años en el norte de Israel. Con la tumba se encontraron ofrendas fúnebres descritas como "excepcionales". Se considera que el entierro de la hechicera es uno de los más antiguos conocidos del registro arqueológico y la única tumba de un chamán en toda la región.
Menéame

La investigadora Leore Grosman del Instituto de Arqueología en la Universidad Hebrea, quien dirige la excavación en el yacimiento arqueológico natufiano de Hilazon Tachtit en el oeste de Galilea, dice que los elaborados rituales de enterramiento y el método utilizado para construir y sellar la tumba sugieren que esta mujer de aproximadamente 45 años de edad tuvo una posición muy alta dentro de la comunidad.

La tumba contenía partes del cuerpo de varios animales que raras veces aparecen en las colecciones arqueológicas natufianas. Estas incluyen a cincuenta tortugas, la pelvis de un leopardo, la punta del ala de un águila real, la cola de una vaca, dos cráneos de marta y el antebrazo de un jabalí que fue alineado directamente con el húmero izquierdo de la mujer.

También se encontró en la tumba un pie humano que perteneció a un individuo adulto quien era sustancialmente más corpulento que la mujer enterrada.

Grosman considera que este entierro encaja con lo que se espera de la tumba de un chamán. Los entierros de chamanes a menudo reflejan su papel en la vida. Parece que las personas del entorno de esta mujer consideraban que tenía una relación cercana con los espíritus de estos animales.

El cuerpo de la hechicera estaba sepultado en una posición inusual. La mujer fue colocada sobre su costado, con la columna vertebral, la pelvis y el fémur derecho apoyados en la pared curvada que daba al sur, de la tumba con forma oval. Las piernas fueron apartadas una de otra y dobladas por las rodillas.

El entierro de la mujer es diferente a cualquier entierro conocido del periodo natufiano o de los períodos paleolíticos precedentes. Se empleó claramente una gran cantidad de tiempo y esfuerzos en la preparación, acomodamiento, e impermeabilización de la tumba. A esto hay que sumarle el especial tratamiento del cuerpo sepultado.

Los natufianos existieron en la región hace entre 15.000 y 11.500 años. Grosman sugiere que esta tumba podría señalar cambios ideológicos que tuvieron lugar en aquel entonces debido a la transición hacia la agricultura en la región.






No hay comentarios:

Publicar un comentario